Memory Alpha
Advertisement
Memory Alpha
17 070
páginas


El doctor David Marcus fue un científico Humano de la Federación Unida de Planetas que vivió a mediados y finales del Siglo XXIII.

Primeros Años:[]

Nació en 2261, hijo de la Dra. Carol Marcus y del oficial de la Flota Estelar, James T. Kirk. Creció en un entorno monoparental con su madre, inmerso en un mundo de investigación científica. David sabía de Kirk, pero nunca lo conoció, porque su madre le prohibió de hecho la presencia de Kirk en su vida; sentía que vivían en dos mundos diferentes, y quería a David en el suyo.

Las elecciones profesionales de David estuvieron muy influenciadas por el estatus de su madre; a los veintitrés años, se había doctorado y pronto se convirtió en miembro del equipo de investigación de su madre. (Star Trek II: The Wrath of Khan)

Proyecto Génesis:[]

En 2284, David comenzó a trabajar en el Proyecto Génesis con su madre, destinado a Regula I. (Star Trek: The Motion Picture) A medida que avanzaban, en David aparecían rastros de su padre; era impaciente por los resultados y ansioso por las soluciones. Esto le llevó a emplear la protomateria, denunciada por muchos científicos como peligrosa y altamente inestable. Sin embargo, parecía resolver los problemas. (Star Trek III: The Search for Spock)

En 2285, el cerrado mundo científico de David se vio interrumpido cuando Khan Noonien Singh se hizo con el control de Pavel Chekov y le obligó a anunciar que se llevaba el Génesis del equipo de Carol por orden de Kirk. Esta amenaza formaba parte de la artimaña de Khan para atraer a Kirk hacia ellos, y proporcionó el volátil telón de fondo del primer encuentro entre padre e hijo. Huyó con su madre a la cueva del Génesis para ocultar su investigación de la Flota Estelar. Khan no pudo encontrarlos, pero Kirk llegó después y supo que debía buscarlos allí, transportándolos.

Este encuentro comenzó en realidad como un enfrentamiento; David mostró el mismo afán de acción que su padre cuando atacó al almirante con un cuchillo, presumiendo que la intención de Kirk era tomar el Génesis. Carol intervino, y fue tras verla que Kirk adivinó que David era su hijo. David tuvo la oportunidad de ver a su padre de forma más positiva cuando Kirk se enfrentó a Khan. David permaneció en el puente de la USS Enterprise, actuando como consejero en la onda Génesis, y quedó impresionado por el valor y las habilidades de su padre.

Después de este roce con la muerte, David mostró su compasión tratando de consolar al hombre que una vez despreció, cuando Kirk estaba afligido por la muerte de Spock. David se disculpó con Kirk por haberle juzgado mal y añadió: "Estoy orgulloso, muy orgulloso, de ser tu hijo". (Star Trek II: The Wrath of Khan)

USS Grissom:[]

Poco después, David fue asignado a la USS Grissom con la Teniente Saavik para estudiar el planeta creado en la explosión del Génesis. Al principio, estaba encantado con la variedad de entornos, pero cuando se transportó para echar un vistazo más de cerca, encontró el planeta en un estado de caos ambiental, y reconoció que la causa era la inestabilidad de la protomateria.

La ingenuidad de David se manifestó cuando un grupo de Klingons llegó y exigieron el Dispositivo Génesis. Creía sinceramente que los klingons no les harían daño porque, como dispositivo de construcción de planetas, era un fracaso evidente. Para los klingons, sin embargo, el Génesis era un arma poderosa, y un rehén fue seleccionado para morir como prueba de sus serias intenciones.

Mientras un cuchillo d'k tahg se alzaba hacia el cuello de Saavik, David se lanzó hacia el klingon en un arrebato de valor que podría haberse esperado de su padre. Sin embargo, carecía de la destreza de Kirk en la lucha, y murió de una sola estocada del cuchillo de tres hojas en el pecho. (Star Trek III: The Search for Spock)

Saavik informó a Kirk de que David había muerto "muy valientemente", diciendo que la había salvado a ella y a Spock. (Star Trek IV: The Voyage Home)

Legado:[]

La foto que Kirk guardaba de su hijo en sus aposentos en 2293.

El recuerdo de la muerte de David a manos de los klingons amargó a Kirk durante los años siguientes y condicionó su actitud durante los acontecimientos que condujeron a la Conferencia de Khitomer en 2293. En ese momento, Kirk proclamó que los klingons no eran dignos de confianza y se mostró partidario de dejarlos morir, debido a su antiguo dolor y rabia por su papel en la muerte de su hijo. (Star Trek VI: The Undiscovered Country)

Información Adicional:[]

David Marcus fue interpretado por Merritt Butrick. Al elegir a Butrick para el papel, el director Nicholas Meyer consideró que el aspecto del actor era aceptable. "No sólo tenía que ser el hijo de Kirk, sino que tenía que ser el hijo de Carol", recuerda Meyer, "así que a nivel físico creo que lo que me gustó fue que su pelo era del mismo color que el de ella, pero era rizado como el de Bill, así que pensé: 'Bueno, eso es plausible'". ("Star Trek: The Magazine" Volumen 3, Número 5; [1])

Al propio Butrick le gustaba que el argumento de Star Trek II se centrara en los personajes, pero también se sentía algo "raro" al interpretar a David porque hacerlo implicaba interactuar con voces con las que estaba muy familiarizado, ya que se había "criado con Star Trek". ("The Making of the Trek Films", 3ª edición, p. 171)

En cuanto a las consideraciones artísticas que se tuvieron en cuenta a la hora de escribir la muerte de Marcus, Leonard Nimoy consideró que "la muerte de David Marcus tiene sus raíces en todas las formas trágicas clásicas. Es la venganza del destino sobre la persona defectuosa que ha creado el problema. David es el personaje que debe pagar el precio de los errores que ha cometido y del dolor y el sufrimiento que ha infligido -intencionadamente o no- a los demás. Puso en funcionamiento el dispositivo Génesis antes de tiempo".

Nimoy continuó: "Mi mayor preocupación respecto a la muerte de David era la exactitud del aspecto científico. Pensé que era mejor tener cuidado con eso, porque, en efecto, estábamos diciendo que no siempre se puede depender de los científicos para que sean -perdón por la expresión- lógicos. Acusábamos a un científico de terminar prematuramente un experimento con el que se había impacientado. Consulté a algunos científicos muy importantes sobre este tema, y me dijeron que eso ocurre siempre. Así que seguimos adelante con ese desarrollo de la trama, que me pareció un punto de la historia muy valioso y bien situado." ("Starlog" #106, mayo de 1986, p. 53)

Enlaces Externos:[]

Advertisement