Memory Alpha
Advertisement
Memory Alpha
19 899
páginas


Tarmin era un historiador telepático Uliano y el más competente de su grupo. Tenía al menos un hijo, Jev. Tarmin estaba entrenado en el arte de la recuperación telepática de la memoria. Se consideraba a sí mismo un "arqueólogo de la mente" y estaba orgulloso de su habilidad. Tarmin tenía un gran ego y no tenía inconvenientes en avergonzar a su hijo en público, encontrándolo generalmente divertido.

Tarmin pasó varios años con Jev y otro uliano, Inad, recopilando recuerdos de once planetas en ocho sistemas estelares para utilizarlos en una gran biblioteca de recuerdos. Muchos se mostraron dispuestos a participar, pero Tarmin no dudó en animar a otros para que accedieran al proceso. Durante este proceso, Jev pasó dos días con un contingente de ancianos Gentonianos y fue incapaz de recuperar nada sustancial. Tarmin pasó una hora con el grupo y recuperó fragmentos de memoria de las guerras comerciales gentonianas. Otros planetas visitados por Tarmin durante este tiempo fueron Melina II y Hurada III.

La USS Enterprise -D transportó a Tarmin, Jev e Inad a Kaldra IV en 2368. Tarmin ayudó a Keiko O'Brien a recuperar un recuerdo de su más tierna infancia en el que trabajaba con su abuela cepillando tinta. Ningún otro miembro de la tripulación del Enterprise se ofreció voluntario para recuperar un recuerdo, a pesar de las peticiones de Tarmin.

Finalmente aceptó la negativa de la tripulación, pero su afán por sondear sus mentes le hizo verse implicado más tarde en una serie de comas que se produjeron a bordo de la nave. Inicialmente se achacaron las enfermedades al Síndrome Iresine, pero cuando los escáneres revelaron que no había fuentes de la enfermedad a bordo del Enterprise-D, las habilidades telepáticas de los ulianos se pusieron bajo sospecha. Tarmin estaba disgustado y creía que se estaba acusando injustamente a los ulianos, especialmente después de que un examen de Keiko O'Brien revelara que la sonda de memoria no tenía efectos secundarios perjudiciales. Se negó a participar en la investigación.

En realidad, los comas habían sido causados por Jev, perpetrando una invasión telepática de la memoria. Cuando la consejera Deanna Troi, una de las oficiales afectadas, despertó del coma, Jev se ofreció voluntario para sondear su mente y recuperar el recuerdo de la invasión. Jev fue capaz de manipular la memoria de Troi para que pareciera que Tarmin era el responsable. Posteriormente, el Capitán Picard puso a Tarmin bajo arresto.

Investigaciones posteriores de la tripulación del Enterprise-D revelaron que también se habían registrado casos del Síndrome Iresine en planetas visitados por los Ulianos, aunque Tarmin se encontraba en el planeta natal de los Ulianos cuando se produjeron los casos en el planeta Nel III. Jev estaba en el planeta cuando se produjeron los comas, lo que llevó a la conclusión de que Jev era de hecho el responsable. Fue detenido poco antes de que agrediera a la consejera Troi por segunda vez.

Tarmin fue liberado mientras el Enterprise-D devolvía a Jev al mundo de Ulia. Tarmin se puso en contacto con los mejores médicos de su mundo natal y les pidió que se reunieran con los tripulantes afectados del Enterprise-D a la llegada de la nave. Tarmin estaba consternado de que su hijo pudiera ser capaz de tal violencia. Toda la experiencia hizo que Tarmin reevaluara sus actitudes hacia su hijo, y se volvió mucho menos pomposo. (TNG: "Violations")

Tarmin fue interpretado por el actor David Sage.
Advertisement